Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

27.3.18

Recuérdame un 27 otra vez

Ayer vi Coco. Esa película que moría por ver desde hace tiempo y por una u otra cosa no podía: no querían verla conmigo, las funciones eran muy tarde o muy temprano, no había quién se quedara con los bebes, o mil razones más que hacían imposible que la llegara a ver. Hasta que por fin la vi. Y fue raro. Al principio pensé que iba a ser una película linda, con mensajes bonitos y de esas pelas que te dejan pensando con el corazón en la boca. Esta vez, fue un poco más allá. Me tocó el alma y me dejó esa sensación de que realmente todo en esta vida tiene dos versiones (el lado bonito, y el no tan bonito después de todo). 



La verdad es que es una película que me hizo llorar como hace siglos no lloraba y solo por una razón, tiene TANTO de cierto en cada mensaje que me llenaba el corazón de solo escuchar lo que decían. Cosas como "lo más importante es la familia", o "solo muere, lo que se olvida", y es tan cierto esto último que me hizo pensar en ti. En todo el tiempo que ha pasado y sigo sintiéndote aquí. Sin necesidad de prenderte una vela "en el día de los muertos" pero, estoy segura que si existiera un mundo de muertos sería así, tal cual. Cada uno viviría de sus recuerdos y lucharía por no ser olvidado sin saber que aquí abajo nadie los olvida. Por más que no existan fotos, porque quedan voces, memorias, caricias, palabras, sueños e incluso momentos que nada puede borrar. 

Así que hoy, que se cumple un mes más contigo lejos, puedo decir que no estás muerto, porque nadie te ha olvidado. Ni un poquito. Más bien, permaneces más vivo que nunca en el corazón y mente de todos y cada uno de los que tuvimos la suerte de conocerte. Y los que no, también. Estoy segura que eso de que uno no muere, a menos que sea olvidado es tal vez la frase más verdadera y genuina que puede existir. Al 100%.

Siempre te recuerdo... y siempre lo haré.

Recuérdame hoy me tengo que ir mi amor Recuérdame, no llores por favor Te llevo en mi corazón y cerca me tendrás A solas yo te cantaré soñando en regresar recuerdame, aunque tenga que emigrar Recuérdame, si mi guitarra oyes llorar Ella con su triste canto te acompañará Hasta que en mis brazos estés Recuérdame Recuérdame hoy me tengo que ir mi amor Recuérdame, no llores por favor Te llevo en mi corazón y cerca me tendrás A solas yo te cantaré soñando en regresar Recuerdame, aunque tenga que emigrar Recuérdame, si mi guitarra oyes llorar Ella con su triste canto te acompañará Hasta que en mis brazos estés Recuérdame


15.3.18

Después de mucho

¿Sabes qué es lo que más extraño de este rincón? Escribirte. Poner las manos en el teclado y simplemente hablarte sin pensar que nos separan -dimensiones, vidas, cielos, mundos- o como sea que se llame lo que nos separa. Sentir que no existe tiempo ni espacio y los recuerdos llegan solos uno tras otro como si jamás te hubieras ido. Y ya pasaron casi 10 años de eso. 

Parece increíble que haya pasado tanto tiempo y sigamos aquí, viviendo sin ti pero contigo a la vez. Es extraño, pero estoy segura que lo entiendes. La verdad no sé si sigas aquí, como todo el mundo dice: en algún momento ya se deja de sentir "la energía" o como quiera se llame. No sé, pero lo que sí es cierto es que hoy veo esa parte de la vida, como algo diferente: todos nacemos sabiendo que en algún momento nos vamos a morir, pero no sabemos cuando. Y si algo me enseñaste, y me sigues enseñando a lo lejos, es a por lo menos intentar, de vivir cada día como si fuera el último. Y si fue malo, a la mierda, mañana es uno nuevo y seguro será mejor, pero si toca otra vez malo, bueno pues, paciencia. De peores hemos salido, y peores nos tocarán. 

Pasé la etapa de consultarle a los "apus", de la "cólera" sin fundamentos, de las preguntas sin respuestas, de las miles de hipótesis sin conclusiones cerradas, de sueños que se volvieron pesadillas, de los "por qués", de los "y sis", de los "cómo hubiera sido si él...", y ahora estamos en el... y se fueron casi 10 años. 

He cambiado mucho... y aún no me puedo acostumbrar porque siento que no soy yo. La misma de siempre. He dejado los libros a medio leer, algunos capítulos a medio escribir, lágrimas sin derramar, palabras sin salir de mi boca y así, muchas otras cosas más que me han hecho caminar por un lado de la muralla un poco angosto, complicado, y también un poco enredado. Y una vez más vuelvo a ti como siempre, pero esta vez, no te escucho. ¿Qué hago? No sé dónde estoy ni qué puedo hacer para volver. De verdad que ahora sí me siento en medio de la nada, con la brújula rota y la lámpara sin luz a mitad de la noche. Puede ser una etapa, sí. Total, el ser humano siempre cambia después de todo no?

A ver si logramos algo positivo de esto... prometo volver más seguido... pero sin estreses ni TOCs de 2 por semana, ni 1 al mes. Eso ya no se puede.

Te extraño... como siempre.



27.9.17

Hoy es 27 de setiembre otra vez

Hoy se cumplen 9 años desde que te fuiste. ¿Si puedo creerlo? NO, en absoluto. Siento como si hubieran pasado en realidad meses, y es que es aquí donde la frase que tanto me repitieron una y otra vez, cobra sentido: una persona muere, solo cuando la olvidan. Gracias a Dios entonces que nunca morirás para nosotros. A pesar de que hemos aprendido a vivir sin ti aquí en la tierra, muchas veces me invaden los pensamientos como "qué me diría mi papá", porque así es la vida, antes renegaba con algunos consejos tuyos, pero hoy los extraño. Hemos aprendido a extrañar sin dolor, porque una vida con dolor eterno no te hubiera gustado nada. También, hemos aprendido a recordar y sonreír, porque todos los capítulos de la novela tienen tonalidades de todos los colores, pero solo lo que hace saltar el corazón provoca una sonrisa sincera. Hemos aprendido que en esta vida todos estamos de paseo, y aunque sea difícil, cada día debe ser vivido como si fuera el último. 

Te recuerdo así: alegre con ganas, renegón cuando algo no te cuadraba, cariñoso y demostrativo, preocupado en extremo, bromista, bueno a más no poder, comedor compulsivo de torta helada, roncador por las noches, asustador con maestría, activo nivel pulgas en el poto, protector más fuerte que escudo de hierro... tantas cualidades. 

Hoy no recordamos el día en el que te fuiste, celebramos lo que fue tu vida. Gracias por seguirnos enseñando tanto desde allá arriba.



Esta canción refleja lo que siento en este momento. La letra es simplemente perfecta y cada palabra se siente en el alma. 
https://www.youtube.com/watch?v=owfiqPyphXc

29.8.17

Sentimientos mezclados

Muchas veces me he preguntado por qué no sueño contigo. Trato de nos preguntarlo porque bueno, al final de todo es solo un sueño. Pero cuando escucho a la gente contar que sueña con personas que no están aquí, y cómo reconocen que en realidad no ha sido un sueño sino una real visita "del más alla", siento un poco de cólera. Sí, cólera porque tú no me visitas, no me mandas señales, y aunque algunas veces muchas personas "te sientan cerca", yo no. Y eso me moleta mucho.

Antes, no es que te sintiera cerca, es que quería creer que lo estabas. Pero ahora que lo pienso, es lo que mi mente quería creer, no era la realidad. O tal vez sí, pero ahora ya estoy confundida. Las veces que he soñado contigo han sido pocas, y todas las veces he soñado que era mentira que ya no estabas aquí. Que te habías ido de viaje escondido por algún motivo pero ya había pasado todo, pero al final, tenías que volverte a ir, y en realidad era que yo ya me estaba despertando. Y cuando volvía a mi realidad sentía una tristeza enorme, un vacío inmenso que me hacía retroceder en el tiempo. Dolía mucho.

¿Será por eso que no me visitas? O es falsa esa creencias de que los muertos vuelven de vez en cuando a visitar a sus seres queridos. Ya no sé ni en qué creer. Lo único que sé es que te extraño. Y pienso que la vida es tan rara, efímera y pasajera que asusta un poco. Un día estamos aquí, y al otro ya no. Todo cambia, todo evoluciona pero dejando cicatrices.  

Hay días buenos, y días malos.... como hace poco que hablé con una amiga que perdió a su papá. Me escribió cuando estuvo mal y me contó cómo hice para superarlo. Le dije la verdad, que no era nada fácil, quise mentirle para que esté tranquila, pero no pude. Le dije que tenía que aprender a vivir con esa falta, nunca se cura la herida, pero se aprende a vivir con ella. Y la verdad es que me llevó a pensar en que nada te prepara para la muerte, sea por enfermedad, como súbitamente, nada. Todo duele igual. Y entonces todo recrudeció, la herida empezó a arder y los pensamientos volvieron, las preguntas también. Miré el calendario y me di cuenta que estamos a unos días de entrar a TÚ mes. Ahí la respuesta. 

Se viene septiembre, y con él, un montón de recuerdos. No todos amargos, pero sí difíciles de recordar. 


El heroe de mi vida