Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

9.12.13

Avalancha de pensamientos

Me siento diferente, soy la misma de ayer, pero me siento diferente. Es una sensación extraña, como si aún no me hubiese despertado del incómodo sueño que tuve de madrugada. Tocando las paredes como a tientas y luchando por no dejar que se me caiga el pantalón ya con el elástico un poco vencido llegué al baño para tomar agua. Sí, a veces necesito lubricar la garganta porque dormir con la boca abierta no es muy recomendable que digamos (además no se ve bonito por ningún lugar), la maldición de tener rinitis me lo restriega en la cara cada noche. De ahí en adelante no logré pegar el ojo hasta que sonó el despertador.


¿En qué pensaba? Ni yo misma sé, estuve en un estado de trance un tanto extraño, pensando en lo que fui y en lo que podré ser en un futuro. ¿Llegaré a ser lo que quiero? El miedo siempre estuvo guardado en la cartera, pero empecé a sentirme distinta en algún momento de mi vida. El miedo no estaba más escondido sino lo llevaba de copiloto en el automóvil de los días que pasan. Siempre ahí, al acecho. Con ganas de ver realidad los peores deseos que llevaba siempre bien guardados bajo cinco llaves.

Ya no soy esa persona valiente y siempre con ganas infinitas de salir adelante. Es decir, las ganas están, esas nunca se pierden porque sino dejamos de vivir, pero ahora mutaron. No son las mismas ganas con la sonrisa en la cara. Siempre lo intento, y la mascara que me pongo delante lo dice. Pero muy en el fondo el verdadero sentimiento es otro. 

Sin embargo, aquí sigo. Despertándome cada mañana sabiendo que el camino que tome el día depende del pie con el que nos levantamos. Depende de la forma de meternos a la ducha y de los colores con los que vistamos. No depende del tiempo que te tome estar metido en el tráfico sino de lo que hagas mientras tanto. Las manos son libres y tienen mucho por hacer aún así sea en un espacio de dos por dos. Depende de uno mismo tener la mente "ahí" en ese lugar o momento que deseamos estar. Dicen que si más piensas más cerca lo tienes, pero creo que es al revés. Mientras más lo "quieres", más se aleja.

Se trata de desearlo con el corazón. Y eso se me tiene que meter en la cabeza, porque nadie tiene "derecho" a nada en este mundo. Me explico mejor, no por el hecho que "los demás" vivan algo que tú aún no, no quiere decir que tu "tienes" que vivirlo. Eso depende de muchas cosas. Entre ellas, a cuál sea tu verdadero destino. Y eso, solo lo sabe el de arriba.

No logro descifrarlo y pienso que ya estoy muy lejos de ello. 
A seguir remando con el intruso al lado. Intruso que cambió de nombre por no querer ser descubierto. El miedo, tiene muchas facetas.


28 comentarios:

Eduardo Rodríguez dijo...

primero!

Eduardo Rodríguez dijo...

Tranquila amiga, hay días buenos y días malos. Este mes es así, dicen que es cuando la gente más se deprime. Pero si te das cuenta al final del año todo está bien. No hay que preocuparse. Yo también ando super estresado y cuando algo me preocupa me despierto en las noches pensando… y no concilio el sueño. NUNCA ME ENFERMABA. 6 años que tengo en esta institución y NO ME HABIA ENFERMADO NUNCA… y en el momento más álgido del trabajo me tuvieron que operar.. pero me sirvió para reflexionar que no vale la pena matarse por ciertas cosas. Es bueno el trabajo pero hay cosas más importantes. Ánimos, mira alrededor y tienes mucho.

Damian dijo...

chispas, también duermo con la boca abierta =(
a veces, ok, la mayor parte de las veces.
no sé si he entendido bien, pero me pasa que todos quieren una relación, y yo no, nunca he buscado el ser felices para siempre con alguien. Siempre me he dejado llevar y si llega ya =)
pero si no, no me hayan buscando como otros que se afanan en hacerlo.
las cosas llegan a su tiempo

Jo dijo...

hey!!! que pasa...

te abrazo?

Elmo Nofeo dijo...

Que los desvíos del camino no te preocupen, lo que no debe cambiar es el destino final.

LEON GARZA dijo...

Animo nina, tenemos que seguir, ya ves hace apenas el mes pasado yo estaba muy triste, las preocupaciones han cambiado pero tenemos que seguir.
Te mando un abrazo. Y un gran deseo que pronto te recuperes.

camino roque dijo...

ayer tuve el día torcido o quizás sólo demasiado consciente.
pensaba en una vida útil, una vida para realizar proyectos que salvan animales necesitados, personas en soledad, vidas que ayudan y satisface vivirlas.
ayer pensé en la utilidad de mi vida y me entristecí.
espero que la tristeza me ayude a ser útil despellejando miedo y confort.

DRACO dijo...

uno tiene que seguir su propio camino en esta vida de manera natural, aunque a veces uno es forzado por las circunstancias a seguir adelante de forma forzada y vista bizarramente por los demás; pero ocurre que a veces uno no maneja los tiempos como tranquilamente quisiera, sino que se ve impelido a hacerlo.

suerte, y que las cosas os salgan bien.

un beso.

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Entiendo lo que debes sentir. Por momentos, me he sentido así en este mes, que ha sido complicado, duro, incierto, estresante y preocupante en el trabajo.

Definitivamente no sabemos cuál es nuestro destino, pero podemos construir el camino hacia él. En tu caso, aún tienes mucho camino por recorrer. Si a la edad que tienes, te sientes así, imagínate yo a la edad que tengo, 50 años.

Relájate y prioriza lo más importante que tienes.

Un abrazote.

LUCHO

Marite Alarcón dijo...

Edu, el estrés enferma, de eso estoy segura. Y la tensión no ayuda a recuperarse. Nunca está demás mirar a los lados y ver lo que tenemos :)
Un beso y gracias!

Dammy, las cosas llegan cuando tienen que llegar... eso es cierto al 100%

Jo, pasa mi sis... pasa mucho...
Espero pronto sonreír....

Elmo, el destino final está super definido, pero falta planear cómo llegar a él. Solo eso!

Leon, gracias por esos deseos. Es lo que siempre me mantiene en pie.

Camino, mis días andan torcidos de por sí y quiero enderezarlos, pero bueno, aquí ando...Me encantó lo que escribiste!

Draco, es cierto lo que dices y algo así siento hoy en día. Como que no es suficiente, quiero ver el resultado final por más que falta mucho para llegar.

Lucho, el mes es difícil como bien lo dices. Y depende de uno la manera de vivirlo.
Un beso!

Geraldine H. Gamarra dijo...

Marité necesitas niños!!! bebés que te hagan sonreír y te den más motivos para luchar día a día, no sé...fue lo primero que se me vino a la cabeza.

Serías una mamá muy tierna :3

Besotes :)

Misterio Azul dijo...

Me ha gustado mucho tu reflexión, me hace pensar... Y hoy me ayuda mucho en lo mío...

Mucho sbesos.

Oscar C. OKIPERU ® dijo...

Me identifico... algo así me pasa.

Alexander Strauffon dijo...

Hey hola; ¿Cómo andamos?

Darío dijo...

La experiencia es propia y única, el sentido que le demos a las cosas, también. Un abrazo.

Marite Alarcón dijo...

Geraldine, qué linda. Gracias :)
Ya llegarán los niños...
Beso!

Misterio Azul, gracias! De verdad no sé porque hace unos día no me encuentro de muy buen ánimo... pero qué se le hace.
Beso!

Oki, creo que es el mes no? A muchos nos juega en contra,

Alexander, hola!!! Hace tanto tiempo!!! Qué lindo saber de ti!

Darío, es cierto. Muy cierto lo que dices, y me haces pensar.
Beso!

Mr.d dijo...

El miedo tiene una faceta interesante, dejar un halo largo, muy largo de inspiración. Muchas veces hay que aprovecharse de el, saludos estimada

la MaLquEridA dijo...

¿Y que es lo que quieres ser? Eres una persona positiva, exitosa, alegre, Supondriase pues que eres feliz, ¿Que te falta para ser lo que quieres ser?



Beso

[Maxwell] dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
[Maxwell] dijo...

Me puso tristón tu entrada u.u
Para adelante! La vida sigue.

Mina Treintañera dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mina Treintañera dijo...

Pienso que es al revés de lo que crees. No es que desear mucho algo lo aleje, lo que aleja lo que queremos, es el miedo que acompaña a esas ganas de que llegue el momento. Siempre deseamos algo, pensando en que tal vez no suceda, que no llegará jamás, que no es para nosotros. Pienso que eso es lo que aleja nuestros sueños y la paz.

Bueno fuera que pudiera actuar de acuerdo a lo que predico, pero es muy difícil alejar el temor de nosotros.

Besito, te quiero :)

Marite Alarcón dijo...

Mr.D, qué bueno verte por aquí!!! Y sí, es verdad, a veces el miedo puede ser muy bien aprovechado!
Beso!

Malque, te diré eso que me falta algún día que podamos conversar como tanto quisiera. Sería lindo no?
Beso!

Max, nada... a levantar la cabeza a pesar de todo!

Marite Alarcón dijo...

Lenyis, es cierto lo que dices y me gustó leerlo. El miedo solo acompaña los deseos, es cuestión de cada uno el cómo le haga frente y los haga a un lado.
Un besote!

Misterio Azul dijo...

Me gusta tu pensamiento...

Muchos besos.

Marite Alarcón dijo...

Misterio Azul, gracias! A mí también me gustan los tuyos.

Alex dijo...

A mi el estrés me jugó mal. Andaba pensando en que la vida era una carrera de que el llegue primero era el ganador y que todos de una manera comenzaban a realizarse y yo andaba detrás sin terminar lo que empezaba.

Pero ahora descansando y era lo que me faltaba una PAUSA.

Saludos.

Marite Alarcón dijo...

Alex, a veces es muy bueno darse esa pausa que nos llama a escondidas. A mí me pasa seguido lo que a ti... a seguir caminando nada más.

El heroe de mi vida