Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

6.12.11

Lo que me tiene medio down

Pensé que pudo haber sido el síndrome del lunes. Pero ya en la noche y con la luz apagada me puse a pensar.
Tengo lo que siempre quise...
Un esposo que me engríe y me quiere por sobre todas las cosas.
Una casita construida con purito amor.
Una familia hermosa que aunque con sus peleas comunes es la más unida que conocí.
Tengo amigas y amigos de verdad, con los cuales puedo reírme y llorar a la vez.
Recuerdos que mantienen viva mi alma.
Tengo dos manos que escriben cuando mi mente le dice.
Un ideal en el cielo que me inspira todos los día.
Tengo un trabajo que me ayuda a crecer en todo sentido.
Un cerebro.
Dos dedos de frente (tal vez más).
Tengo consciencia.
Tolerancia.
Respeto.
Alegría.
Y para cerrar el círculo y volver al principio...
tengo amor...

Tengo casi todo lo que una persona puede pedir pero algo me falta. Y de vez en cuando cuando me doy cuenta me pongo como ayer. Sin ganas de nada.

Al día siguiente me sacudo el tema, pues pienso que no hay nada que no se quite con agua. Pero hoy al llegar sentí que cargué la misma mochila de ayer en mi espalda. La mochila del desgano. Esa que muchos cargan por años pero yo no pienso quedarme más tiempo.

Está bien que sea diciembre, el mes que más me gustaba pero cambió al bando de los malos desde que te fuiste, desde que las Navidades y Años Nuevos se pasan contentos pero con ese pensamiento que sin duda ronda por las mentes de todos nosotros. Aunque nunca lo queramos decir para no provocar temas de conversación al respecto ni llantos a moco tendido, pensamos en el maldito momento que tuviste que viajar tan lejos. En ese preciso instante que dejaste este mundo que últimamente anda un poco podrido por donde se mire. Pensamos en cuánto han cambiado nuestras vidas desde aquella vez. En cómo estaríamos hoy contigo a nuestro lado. 
Que esta será la cuarta Navidad sin ti.
...y se me sigue haciendo un poco imposible...
Pero es verdad.

16 comentarios:

Mina Treintañera dijo...

Ay mi reina, ahora si no sé qué decirte. Andamos medio iguales. Lo que si sé, es que todo pasa. Y no es que tu papi se te vaya a olvidar. Pero poco a poco, y con el tiempo, te sentirás diferente. Como tú dices, esa mochila es demasiado pesada, como para llevarla a cuestas por mucho tiempo. Todo somos capaces de superar, pero somos seres humanos, no rocas duras e inertes, y hasta las rocas se rompen con un gran golpe. De vez en cuando la tristeza se nos pega, pero hay que sacudirnos, para quitárnosla de encima. Diciembre es un mes complicado, para todo aquel que tiene lejos a un ser querido, pues aunque las canciones alegres, el ruido en las calles, las sonrisas en las caras de la gente y los preparativos, actividades, compras y demás, parecen atontarnos y querer seguir a la mancha en su alegría, también nos recuerdan a quienes no pueden estar con nosotros para compartirla. Tiempo y más tiempo, solo eso. Un beso.

Mariela García dijo...

Marité! tienes todo el derecho de sentir eso de ves en cuando... las personas somos debiles... ahi es cuando mas nos damos cuenta de lo humanos que somos... como diria Mimy, deja q ese sentimiento entre un poco en ti... hasta que se vaya por completo... al menos por un tiempo... pero sino kiere irse... sacudelo de ti... como tu dices tienes muchas razones para dejar de sentirlo... =) un beso!...♥

[Maxwell] dijo...

Eso pasa, tienes todo pero siempre algo falta.
No te preocupes, vive y solo tengo como un bonito recuerdo.
saludos

Marité dijo...

Lenyis, me ha caído tan bien tu comentario. Como siempre, es como si estuvieras a mi costado siempre que te necesito.
Gracias por haberte cruzado en mi camino bloggero, en serio te lo digo con todo mi corazón.

Marielita, de vez en cuando tendemos a querer tirar la toalla, como quien dice no?
Gracias por estar siempre aqui!
Un besote!

Maxwell, es bueno tener recuerdos pero a veces chocan un poco, y bajonean...
Gracias, un beso!

Rubén dijo...

Haz hecho una buena descripción de lo que posees pero se me hace raro que no hayas mencionado tu salud, imagino que se te pasó, espero que tú y tu familia están bien.

Estas fechas son muy nostálgicas para muchos, siempre tenemos alguien a quien extrañar en estas fiestas.

Un abrazo Marite, levanta el ánimo.

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Es normal que a medida que se acerque esta fecha navideña que gira alrededor de la unión familiar, uno piense en aquellos que se nos adelantaron. Yo he pasado por eso y SE lo que se siente. Es algo natural y poco a poco, será algo con lo que ya te acostumbres a vivir.

Lo único que te puedo decir es que lo mejor es que debemos actuar de la manera en que quienes no están con nosotros, quisieran que actuemos. Ellos nos están siempre observando.

Te mando un abrazo enorme.

LUCHO

DRACO dijo...

ánimos marité. un beso.

Fiore ♥ dijo...

con solo leerte algunos posteos, me di cuenta la ternura que tenes adentro

Oscar C. OKIPERU ® dijo...

Dan ganas de subir a una montaña rusa en estos días... ¿no?

Eduardo Rodriguez dijo...

ánimo Marité. Siempre le digo a mi hija, que si algún día, tuviera que irme lo que más quiero es verla feliz y que me recuerde con alegría... no trsite. estoy seguro que tu papá te quiere ver así, con ánimos y recuérdalo en estas fechas, pero con alegría. Anímate no te dejes caer. Un abrazo.

ludobit dijo...

estas son fechas en las que el sentimiento de extrañar a alguien se acentua mas, y no esta mal sentirse asi, pero sospecho que, teniendo lo q tienes para estar contenta, sospecho q a él no le gustaria ser el motivo de tu tristeza... animos y un fuerte abrazo, marite

Marité dijo...

Rubén, me faltó salud, tienes razón. Pero felizmente la tengo :)
Gracias por acompañarme.

Lucho, entiendo lo que me dices. No se trata de hacer que pase el dolor, sino, se trata de acostumbrarse a esta "nueva" situación.
Gracias por estar por aquí.

Draco, me ayuda mucho leer todo lo que ustedes me dicen.
Gracias!!!

Fiore, qué linda eres. Te voy a seguir en este momento.
Bienvenida y gracias por lo que me dices!

Oki, exacto... habla! jajajaja mañana es feriado y parece que estaré a la búsqueda de montaña.

Eduardito, eso es verdad. Sabes que siempre me dijo que él no quería que estemos tristes cuando ya no esté (siempre hablaba de cuando se vaya al cielo y nosotros nos molestábamos), como si ya supiera lo que nos deparaba el destino.
Gracias por comentarme :)

Ludobit, tienes razón. Tengo razones suficientes, y mejor aun si hoy es "viernes". Que viva el feriado!!!
Beso

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Te comento algo. Fui muy amigo de la recordada locutora Diana García y conocí a su familia y a sus hijos.

Lamentablemente Dianita nos dejó en el 2003, y justo se fue el día de mi primer aniversario, el 7 de junio. Y años después, en esa fecha, le mandé un correo a unos de sus hijos con quien mantengo contacto por Facebook recordando la fecha y le decía que justo era en la fecha de mi aniversario. Y él me contestó agradeciendome pero diciéndome: "En tu aniversario diviértete compadre, que lo último que quisiera mi vieja es que estés triste ese día tan especial para tí". Y me hizo pensar y en verdad, muchas veces nos olvidamos de cumplir esa última voluntad de ellos, de recordar con alegría y no con tristeza. Además, esta es solo una separación temporal hasta el día que los que estamos acá nos toque el momento de la partida y allí se produzca el tan anhelado reencuentro.

Te mando un abrazo muy grande.

LUCHO

P.D. No se ha sabido nada de Mimy en estos días. Has sabido algo de ella? No ha posteado nada en su blog ni ha hechos comentarios en los nuestros. Un beso grande.

Marité dijo...

Lucho, gracias por compartir esta experiencia. Es doloroso pero cuando pensamos en que a ellos no les gustaría vernos así, aunque sea tratamos de cambiarnos un poco el chip no?

No sé nada de Mimy, yo también iba a preguntar por ella!

Un beso!

Bren dijo...

Me encanta la sinceridad de tu post, esa es tu esencia y talvez por eso me quede en este blog.

:)

Marite Alarcón dijo...

Más te vale que te quedes xq sino te busco! jajaja
Beso amiga!

El heroe de mi vida