Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

12.12.11

A puño suelto

Estoy dejando escapar momentos por entre los dedos al apretar los puños.
Apretando los puños.
Aguantando la respiración.
Corriendo contra el viento .
Repasando el tiempo.

Puedo mirar mi vida a través de la ventana y no arrepentirme aunque lo intente. Trato de explicarme razones y circunstancias que me hagan pensar en el "hubiera hecho esto" pero no las entiendo. Estoy contenta con lo que soy, con lo que hago. Solo se arrepiente el ladrón, el que hace cosas a espaldas de los demás, el que le miente al corazón sin ton ni son.

No puedo volver sobre mis pasos pero sí decir "lo siento". 

A veces decimos cosas que el corazón no entiende. Simplemente abrimos la boca y dejamos salir el simio que llevamos dentro. Todos alguna vez aunque sea, decimos cosas que luego queremos que se las lleve el viento, pero es imposible. La memoria lo graba todo, el corazón lo impregna y después olvida. "Olvida".

Quiero soñar despierta, para que cuando camine durante el día nada parezca "raro" sino cotidiano. Como solo en los sueños es posible ver lo malo como bueno, y lo bueno como bueno.  

Quiero soltar las manos...
Para que no se sigan escapando lo momentos que por vivir pendiente del reloj se me escapan sin pensar.


18 comentarios:

Mina Treintañera dijo...

Una de mis mejores amigas, me enseñó hace tiempo, que a veces es mejor callar. Es cierto, antes soltaba lo que sea sin más, pero pocos me escuchaban, aunque tenía la razón. Ahora mejor me callo, ya demasiado creo yo, para hablar con la cabeza fría, para no decir o hacer algo de lo que luego me arrepienta. Aunque creo que igual no se me escucha, jajaja, en fin.

Las palabras se las lleva el viento, cuando de demostrar amor se trata. Más hechos y menos palabras. Pero! Si las palabras no son muy amables, entonces no se las lleva ni el viento, ni el camión de la basura. No es justo no?

Un besito Marité!!!

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Muy cierto, a veces es mejor pensar bien antes de decir algo porque la palabra soltada después no vuelve a recuperarse. Sobre todo, cuando uno vive corriendo de un lado a otro.

Un abrazo grande.

LUCHO

Mariela García dijo...

y no solo con palabras... a veces hacemos cosas q sin decir una silaba lastima a alguien!... Que bueno q al mirar tu vida no encuentres espacios para "hubiera hecho esto" eso dice mucho de ti... Que hermoso es soñar! y mas aun vivir lo soñado! Nos leemos luego amiga! te mando un beso!!...♥

Marité dijo...

Lenyis, qué sabia calajo... esas palabras no se las lleva ni un tornado. Es feo el sabor que te dejan :(
Te mando un besote!

Lucho, es mejor pensar antes de hablar como dices. Pero a veces nos gana la mala lengua.
Un beso!

Marielita, exacto. A veces las palabra son cuchillos pero los actos, aunque sea una sola mirada inconsciente, no tienen nombre...
Un beso enorme!

Oscar C. OKIPERU ® dijo...

Hace algun tiempo aprendí a dar media vuelta, caminar, fumar un cigarro y luego dormir.

Es lo mejor que se puede hacer en esos momentos.

ludobit dijo...

cierto, el corazon no olvida, o aparentemente lo hace, pero quien sabe de pronto aparece ese recuerdo y empiezan los reproches y rencores. un abrazo, marite

Marite Alarcón dijo...

Oki, a veces es lo mejor... pero otras veces no se puede :(

Marite Alarcón dijo...

Ludobit, no olvida. Ese es el tema.
Gracias :)

Heinrich Heine dijo...

No olvida pero sufre de memoria selectiva que es peor. Se acuerda de lo que se le da la gana... la escritura es uno de los mejores antidotos (para todo), eso y un trago, claro. Saludos de blog a blog.

Rubén dijo...

No puedo volver sobre mis pasos pero sí decir "lo siento".

Me gustó bastante esa frase, yo soy otro imprudente y orgulloso que siempre cree tener la razón, por suerte el tiempo enseña y nos permite ver la vida de otra manera, y sobretodo nos da una segunda oportunidad...tiempo al tiempo chiquita.

Un beso grande.

la MaLquEridA dijo...

¿Qué te pasa? ¿estás bien?

Marite Alarcón dijo...

Heinrich, exacto. El mejor desfogue es escribir. Hasta que nos orinen los perros! jaja
Me encantó tu blog!
Te sigo!

Rubén, a veces cuando nos ganan los impulsos es mejor decir "lo siento". Aunque a veces cueste un poco.
Un besote!

Malque, no pasa nada. Estoy bien solo que mi lado "criter - gremlin" a veces hiere a otros :(
Un beso grande!

Bren dijo...

Ay! eso es cierto a todos alguna vez se nos ha ido la boca...pero hay quienes tenemos la costumbre aunque creo que si he mejorado mucho en ese aspecto a veces simplemente hay personas que hacen que una pise la piedrita y explotessssssssss, y encima una tiene q hacerse cargo de eso que lanzas grrr te entiendo perfectamente amiga bloggera, solo se que conforme vivamos en paz y llenando el corazón de cosas bellas nos saldrán menos palabras ofensivas e hirientes para el resto ya que es cierto: LO QUE SALE DE LA BOCA ES DE LO QUE ESTA LLENO EL CORAZON.

Marite Alarcón dijo...

Asi es Bren... esa frase es perfecta. Por eso me da tanta cólera haberme dejado poseer por ese gremlin renegón, pero bueno... ya pasó felizmente.
Beso!

Eduardo Rodriguez dijo...

Como dice Saramago, las palabras solo valen lo que vale el silencio del acto y porque sólo el silencio puede decir lo que no se puede decir con palabras.

En el intercambio de regalos por navidad que hicimos en la oficina, uno tenía que salir y describir a su amigo secreto... la persona que me hizo el regalo a mi, empezó diciendo esto "mi amigo secreto no habla...".... creo que soy muy callado... estoy en el otro extremo, debería hablar más. Lo intentaré.

Marite Alarcón dijo...

Eduardito, un éxito Saramago en verdad.
Tu no hablas???? Quién lo diría... si te sientes bien sin hablar, nadie te obliga.
Un besote!

BELLARTE ליבה dijo...

Leí de adelante hacia atrás. (más reciente a más antigua entrada), y me pareció, que todas estas entradas hablan de dejar el pasado. Olvidar. No sé quizás solo soy yo.

Marite Alarcón dijo...

Bellarte, no tanto como dejar el pasado, pero sí tal vez curar algunas heridas que dejó el tiempo.
Un beso!

El heroe de mi vida