Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

3.12.12

Último mes

Empieza el último mes del año y con él empiezan las correderas de los regalos, los tiempos ajustados en todas las agendas laborales, las celebraciones adelantadas, chocolatadas con las amigas y los intercambios de regalos; también empezaron, desde ayer, los domingos de adviento, en donde nos sentamos alrededor de la mesa a prender semana a semana una velita de la corona leyendo las oraciones a quien corresponda para hacer el conocido ritual. Inevitable no cambiar de ánimos cuando en donde dice "papá" nos damos cuenta que no estás tú para leerlo. 


Es increíble pensar que esta es la cuarta Navidad lejos de ti. Es la cuarta y aún duele, supongo que seguirá doliendo pero de una manera distinta. Ahora, más madura y con una vida nueva, sigo pensando las cosas que hacíamos y podríamos seguir haciendo hasta hoy. Pero te adelantaste un poco y nos sacaste ventaja para prender chispitas mariposa desde el cielo.

Cómo no pensar en los años donde además de los regalos, nos comprabas una tableta de chocolate a cada uno. Para Karina era amargo, a Lissy con maní y pasas, para David con almendras y para mí de leche. Recuerdo que empecé a reclamar el mío cuando se me hacía raro ese regalo largo y envuelto en un color de papel diferente: "y por qué a ellos les dan ese regalo igualito y a mí no???". Al día siguiente me entregaste uno igualito, diciéndome "este es sólo para ti". El mejor regalo de todos. Las barbies, muñecas, pijamas, politos, ropa de baños y todos los demás regalos pasaban a un segundo plano con los típicos chocolates de Navidad. Creo que no soy la única que los recuerda, no por nada cada vez que pasamos por algún centro comercial y vemos esos chocolates recordamos nuestra niñez. "Esos son los chocolates que nos regalaba mi mami y mi papi por Navidad no?".


En un año, dejaron de producir esos chocolates, vendían otros, de mil tipos distintos, pero esos específicamente no se hacían más. A partir de ese año venían las Navidades sin chocolates debajo del árbol, pero siempre nos acordamos de ese especial regalo. Hasta que, en la primera Navidad que pasamos lejos de ti, quería comprar algo bonito para cada uno de los hermanos. Fue así como caminando por algunas tiendas los encontré. Tenían otro tipo de envoltura y no se llamaban igual, pero eran exactamente los mismos sabores. No dudé ni un segundo en comprar cuatro. Uno para cada uno y mi mami. Para que se acuerde también lo que juntos hacían especial para nosotros.

Coincidencia o no, mientras viajabas al cielo los chocolates que siempre nos regalaste volvieron a aparecer en los anaqueles de los super mercados.

Empieza diciembre y con él nuevos retos. Los últimos antes de que se termine este año que ha sido tan difícil como cualquiera otro año par. Es que siempre pasa lo mismo? Lalo me dice que no hable cosas que no son, que me lleno la cabeza de ideas sin sustento que no hacen más que cargarme día tras días y "prepararme" para algo que ni una bola de cristal podría predecir.

Y es que me ha tocado revivir experiencias muy difíciles en poco tiempo. 
Experiencias que guardé en un cajón bajo 7 llaves para no volver a recordar.
En la medida de lo posible, al menos.
Creo que llegando a la meta, es cuando más fantasmas aparecen para robarnos importantes minutos...

Lo importante está en no bajar la guardia y mirar siempre adelante.
Aunque se vea a lo lejos la señal de la "meta" trazada.

Te espero con ansias 2013!!!!


24 comentarios:

Darío dijo...

Las ausencias son las que más se notan en estas fechas, a pesar de todo el ruido que se haga alrededor. Las ausencias aturden. Yo te abrazo.

Mariela Garcia dijo...

Bellooooo y no es coincidencia, nada en este mundo es coincidencia... ahí ese fue tu regalo de navidad... que te envio, volvieron los chocolates! que al parecer son mas que chocolates en tu familia, son una historia...
:D el dolor mutará y poco a poco se sentirá diferente...

Beso enorme, y también espero con ansias el 2013...

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Es natural que en estas fechas, invada la nostalgia de quienes no están cono nosotros. Pero poco a poco, las heridas van cerrando. Lo importante es que actúes como EL hubiera querido y que lo recuerdes con alegría, no con tristeza ni pena.

Un abrazo.

LUCHO

DRACO dijo...

mi padre falleció un 11 de diciembre y sí, vivimos una situación extraña esa navidad con su ausencia física pero presente en cada uno de nuestros corazones.
un beso.

Pancho dijo...

Este es un mes de las nostalgias al parecer pero hay que recordar lo bello y eso de los chocolates ayyy no sabes que bonito recordarlo en esa clase de detallitos jejje
Saludoss

la MaLquEridA dijo...

No se si los años pares sean difíciles pero nunca había tenido un año como este con chocolates o sin ellos 2012 me ha sido muy amargo a no ser por las risas de La Bella que alegran mi corazón.



Beso

Elmo Nofeo dijo...

Diciembre es sinónimo de chocolate y panetón, pero también de balances, de inventarios, de nostalgias y de metas a cumplir.

Marite Alarcón dijo...

Darío, es cierto. Si siempre pensamos en los que faltan, en estas fechas más aún.

Marielita, siiiiiiiiii por eso no dudé ni un minuto y compré los chocolates!!!

Lucho, así es. Es un mes un poco emotivo, por así decirlo.
Un beso!

Draco, de eso se trata. De vivir con ellos en nuestros corazones por siempre.
Un besito!

Malque, eso mismo digo mi guapa. Eso mismo digo. Este año me ha dado con palo...
Beso!

Elmo, o sea kilos de más y estres!!! Sin contar las "predicciones" que amenazan!!!
Beso!

Jo dijo...

respiro tranquila... y disfruto esta epoca.
no es el mas bonito cuando ya te regalan ausencias pero lo que si s{e es que trae muchos recuerdos y esos valen por mucho que la gente que no está se conserve en tu corazón
que lo repases por tu corazón{


besos

Norma2 dijo...

Me has hecho lagrimear recordando ausencias, en un día casulmente, muy especial.
Besos Marité

Edch dijo...

Vaya esos chocolates son los mismos que comían? Se ven muy ricos y eso que no soy tan fan de ellos jaja.

Lo importante es que tienes a tu familia y a Lalo para salir adelante :) Y no hay por qué esperar al otro año, puedes hacerlo desde ahora :D

Saludos!

Marite Alarcón dijo...

Jo, es cierto lo que dices. Por eso es una época no triste, pero sí nostálgica, porque recordamos y añoramos.
Un beso!

Norma, gracias por leerme. Todos los días son especiales cuando de recordar se trata. Esos nunca faltan, los recuerdo nunca faltan.
Un beso!

Edch, no te gustan los chocolateeeeeeeees??? Daría todo por ser tuuuu! Es mi vicio!
Beso!

Marcelo Gasan dijo...

Me has hecho acordar, en una navidad Todinno regalaba unos caramelos en forma de bastón (De colores) y en la tarde de la víspera de navidad se apareció un tío dejando 2 panetones Todinno para mi abuela... Como no estaba lo dejó nomás en la casa y mi hermano y yo nos miramos y como el chavo le hicimos un hueco a la caja de los panetones y nos sacamos el caramelo, exacto uno para cada uno... pero lo pero es que terminamos empalgándonos de tanto dulce y con la lengua cuarteada por empacharnos con tremendo caramelo.
Un abrazo.

[Maxwell] dijo...

Aunque no haya perdido un familiar cercano, te entiendo. Las navidades a pesar de regalos, pavos, panetones y canciones es para pasarla en familia.
Espero que estés bien, pero te invito un Sorrento!! jaja

Marite Alarcón dijo...

Marcelo, jajaja qué rico!!! Quiero Todinno!!! Pero por el mismo panetón! Yo le saco, fruta y pasas, es lo mejor del mundo engordante! jajajaja
Besito!

Marite Alarcón dijo...

Max, uy acepto el sorrento pero en enero. Ahora, dieta extrema por las fechas que se vienen! jajaja
Beso!

Hombre de Neanderthal dijo...

El año que viene será mucho mejor que éste, de eso no hay dudas!

Marite Alarcón dijo...

Hombre de Neanderthal, tiene que ser mejor... sí que sí.

Mina Treintañera dijo...

Estas fechas se recuerdan muchas cosas, lo que tenemos, y lo que no, lo bueno, y lo malo, pero más aún a quienes no están, es normal sentirse nostálgica por momentos.

Pero si pues, qué piña que los años pares te han pasado cosas malas, pero pensar que los años pares son malos, te predispone a que todos sean así, si crees que serán malos, lo serán de hecho, no lo dudes.

Se viene el 2013, me gusta el 13, mis papis se casaron por civil un 13 de diciembre, y María Pía nació en esa misma fecha. Seguro será un muuuy buen año :0)

Besoteeeeeee!!!!!!!!!!

Marite Alarcón dijo...

Lenyis, te estaba extrañando ya oye! Es cierto lo que dices el 2013, tiene q ser un buen año! El 13 es cumple de mi papi tb! Lo que dices es cierto, y nunca me he "preparado" para los años pares, es más siempre cuando escuchaba gente decir "los años pares me va mal, o los impares" no prestaba atención, pero ahora fue inevitable pensar en ello, ya cuando se va el año.

Hay que simplemente vivir, felices. Tratar de serlo cada minuto!

Te mando beso!
Te quiero!!!

Gary Rivera dijo...

Jajajajaja te estás vengando! Jajajaja Ok, apúrate en publicar la siguiente entrada, no puedes dejarme así! Ya había escuchado lo del santito aquel (que de buenas a primeras es un celestino! Un alcahuete! Jajajaja) y que eso de que había de ponerlo de cabeza (porque no de espalda o en otra posición???) Pero me acorde también de la diosa del amor, a la que había que quitarle la mano para que te conceda el favor pedido! Estaré atento a la siguiente entrada.

Marite Alarcón dijo...

Garyyyyyyyy! No entendí porque tu comentario en este post si lo del santito es en otro!!! jajaja Ya me copié de ti de tus post'a en 2 o 3 partes jajaja que nos dejas en ascuas!

Eso de la Diosa??? jajajaja no la sabía!!!!

Mañana llegaaaaaaaa!

Beso!

ludobit dijo...

paso a paso, un dia a la vez, y sin darnos cuenta... ya sera 2014 o 2015!
un beso, marite

Marite Alarcón dijo...

Ludobit, se pasa rápido eso es verdad. En un dos x tres.
Besos!

El heroe de mi vida