Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

29.8.11

Un solo sentimiento

Siento que hoy es uno de esos días donde solo me provoca decir que sentí lo que nunca quiero.
Extrañarte...

No es que no quiera extrañarte, solo que se siente feo extrañar y saber que extrañar por siempre.
Es diferente cuando extrañas sabiendo que esa persona está lejos y que solo pasarán algunos días para verlo y abrazarlo de nuevo.
Es diferente saber que a pesar de la distancia, si "llamas" la persona estará al otro lado del teléfono. Estando al otro lado del mundo tal vez.
Es raro extrañar sabiendo que te extrañaré por siempre.

Temprano por la mañana extrañé caminar como si fuera un zombie hacia tu cuarto y escucharte decir "hijita échate acá que yo ya me voy a bañar. Después te despierto y ya te alistas. Todavía es temprano".
Extrañé salir del baño y verte sentado en la cama amarrando tus zapatos azules de charol.
Extrañé ver poniéndote el uniforme con el que te vi crecer.
Extrañé que revisaras mi billetera para ver si tenía algo de efectivo.
Extrañé molestarme por pensar que estabas chismoseando mi cartera.
Extrañé no ver ese Perú21 que dejabas siempre en mi cama antes de irte al trabajo.
Extrañé no verte calentar el carro por mí para que no me demore en salir,
Extrañé escucharte hacer el jugo, igual escuché la licuadora pero no eras tú quien lo preparaba.
Extrañé oler el perfume que echabas a tus manos y luego te dabas palmadas en la cara.
Extrañé no ver que me hacías la señal de la cruz desde lejos mientras salía de la casa con la mano derecha y rapidito como para que no te vea (sabemos que tenías tu corazoncito católico aunque te aburrías en la misa).
Extrañé todo eso y extraño mucho más.

Creo que aun me faltan cosas por extrañar y a la vez imaginar en mi mente para que no duela tanto.
No me gusta sentirlo y tal vez por eso a veces prefiero escribir recuerdos que pinten mis días de colores.
Pero de vez en cuando siempre es bueno pisar tierra... para no volar tanto y perderme en el camino de regreso. Eso creo que dolería más.

Eso es todo por este lunes.
Hoy siento que te extraño y me cuesta aceptarlo.

El sábado se cumplió un mes más.
Eso lo hace aun más increíble.
IN creíble.

14 comentarios:

Victor Falconí™ dijo...

Ánimo, Marité! Sé que tu padre te mira desde allá arriba y le encanta que lo extrañes, pero lo que no le gusta es que eso te prive de ser feliz con la gente que quieres y que está aún contigo. Terminarás por aceptar que todos morimos, incluso las personas a las que más queremos en el mundo. Saludos y un abrazo grande.

OKIPERU ® dijo...

Emotivo.

(y contagioso)

Buen día.

Aldo Rubén dijo...

Oh Marité...hoy hemos amanecido muy sensibles(yo más que de costumbre), lamento que tan lindos momentos ahora solo sean recuerdos, realmente no sé qué decirte, no siento el mismo dolor que tú, y aunque amé demasiado a mi padre y lo extraño mucho, aún así...me apena decir que tal vez no lo tengo tan presente como tú.

Solo puedo enviarte energías positivas y decirte que me alegra que inicies la semana con tan lindos recuerdos y no te bajonees que no es saludable.

Saludos y ánimo que ya falta poquito para el día más importante de tu vida.

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola Marité. Muy sentido tu post.

Realmente es natural y normal que uno extrañe a quien nos dejó antes de tiempo. Sobretodo si la presencia ha sido tan arraigada y unida a nuestras vidas y más aún, si vivías con la persona al momento que se fue para nunca más volver. Yo lo pasé con mis viejos, en el 87 con mi madre y en el 93 con mi padre, y en parte te entiendo a la perfección. Pero el tiempo es el que se encarga de cicatrizar las heridas y suavizar esas extrañadas. Y también las personas que llegan a nuestras vidas y que la llenan de otra forma. Pero de que uno piense en quien nos dejó, es normal, yo pienso en mis viejos, "every single day".

Ya sabes que virtualmente me tienes aquí a tus órdenes.

Te mando un beso muy grande y un mega abrazo de oso y que pases un feriado relajado.

LUCHO

Mina Treintañera dijo...

"Nos vemos en el mar, allá donde todo es más tranquilo,
donde para soñar solo hay que cerrar los ojos,
donde la suave brisa acaricia nuestros miedos
y el viento seca nuestras lágrimas.

Te espero en la arena,
para jugar a ser felices,
como niños despreocupados,
te espero allá, donde una sonrisa no dura solo un día
y una lágrima se convierte en mil palabras."

Hoy me inspiró la melancolía, parece que estamos sincronizadas. Pero ya sabes, los días grises nos sirven solo para aprender a apreciar y aprovechar al máximo los días felices, sin días como hoy, no hay días de euforia como los del viernes, así que bienvenido sea el día gris, lo asumimos y lo guardamos en la maleta y nos preparamos pues mañana será otro día ;0)

Muuuchos besitos Maritecita, muacks!!!

Pd. Aluciné con lo de la iglesia!!!

bellarte dijo...

La manera en que lo escribiste es lindo, porque lleva un montón de sentimientos, y no solo es por extrañar, sino el amor que se refleja en la escritura.

Marité dijo...

Victor
Gracias en verdad. No sería lo mismo escribir sin comentarios tan lindos como los que escriben ustedes.

Oki
Espero no haberte contagiado mi penita, pero sí mis ganas de querer.

Aldo
Son recuerdos lindos y es lo que mantiene vivo el amor por mi papá. Creo que duele darse cuenta de la realidad, pero siempre es bueno como dicen por ahí, porque sino, sería todo tan fácil que aburriría no crees?
Un beso grandote y gracias por los ánimos!

Lucho
Gracias por todo el apoyo. Tienes razón en lo que dices, no existe ni existiría un solo día que no dejemos de pensar en "ellos" en tu caso. Eso es lo que nos hace tener el corazón tan cargadito de amor para dar.
Un besito!

Mina
Qué bello lo que acabas de escribir. Y te vuelvo a repetir lo que a veces te he dicho, por qué no te animas a escribir un blog! Tienes tantas cosas lindas que contar!
Gracias por aconsejarme y ayudarme a abrir los ojos. Es necesario aprender a vivir con estos días y abrazarlos de alguna manera. Después nos prepararemos para el mañana.
Un besooooooooooooo!

Bellarte
Bienvenida :)
Espero que sea la primera de muchas otras visitas.
Un besito!

LUIS GUADALUPE dijo...

Hola de nuevo Marité. Totalmente cierto, cada día los traemos a nuestra vida, ya sea, pensando en ellos, evocando un recuerdo o dirigiéndote a ellos. Lo que va variando es la capacidad de sobrellevar la ausencia y lo que al momento te cuesta hasta hablar de ellos sin dejar de apenarte, luego se convierte en algo de lo cual puedes hablar sin que que quiebres.

Un abrazo gigante.

LUCHO

FrancHis dijo...

Siempre lo vas a extrañar, como dijeron arriba, y siempre lo vas a encontrar en todas partes. Pero siempre tb estara a tu lado. :)

Mimy dijo...

Sentir la falta de alguien que ha sido tan importante para tí..es casi vital, una forma de seguir adelante junto a su ausencia.
Es lindo que tus recuerdos sean tan hermosos...al traerlos a tí..haces que él de alguna manera siga viviendo.
Un abrazote.

ludobit dijo...

haces que le de gracias a dios porque aun estan conmigo personas que amo y mucho (en mi caso no hablo de mi padre) y q debo aprovechar el mayor tiempo posible con ellos. un fuerte abrazo, marite.
p.d: gracias por haber visitado mi blog. yo tambien te sigo

Marité dijo...

Lucho
Y que sigan viniendo los recuerdos :)

Fanchis
Siempre lo extrañaré, es verdad. Pero a veces su ausencia se siente un poquito más. Pero ya es "mañana" y eso es lo bueno!

Mimy
Vivir de recuerdos es lindo, siempre y cuando no nos quedemos viviendo en ellos.
Un beso grandote y gracias por leerme.

Ludobit
Me da mucho gusto cusar esos efectos.
Gracias por leerme y bienvenido!

Bren dijo...

Que difícil llegar a aceptar que extrañaras a alguien que en esta vida ya no hay forma de volver a ver, pero si creo que ese extrañar se irá convirtiendo en un extrañar ya no tan doloroso y ansioso de "quiero verte de nuevo ya!" sino en un extrañar, mas parecido a un recordar...recordar bellos momentos que mantendran a ti y a esa persona tan especial, tu padre unidos por siempre.

Besos :)

Marité dijo...

Bren
Ya te extrañaba oye... dónde te metiste señoritaaaaaaaaa!!!
Beso!

El heroe de mi vida