Lo que hay en un rincón de mi mente

Tengo el orgullo de poder decir que la persona más importante en mi vida fue un verdadero heroe.
Un hombre que con cada palabra, me enseñó a ser lo que soy ahora.
Un hombre que por 65 años, se dedicó a vivir sus sueños y a hacerlos realidad.
Un hombre por el que yo daría la vida.
Un hombre que aunque ya no esté conmigo, en este mundo, lo está a cada minuto en mi corazón,
en mi mente, en mi alma.
Un hombre al que le dedico este blog.
Un hombre al que yo prefiero decirle papá...

17.5.11

Se acerca el 21

Era aun de noche cuando abrí los ojos.
Estaba oscuro.
Nublado.
Ya se sentía ese frío casi mojado que caracteriza el invierno.
Miré el reloj del celular en la mesa de noche y aun era temprano,
Tenía tiempo para hacerlo.
Me paré de la cama y caminé a mi cuarto,
ese que ya no se siente tan mío después de tanto tiempo.
Ese que tiene mi cama siempre tendida.
Ese en el que no duermo desde que te fuiste.
Lo vi por unos minutos y me encantó cada detalle,
cada esquina,
cada cuadro,
cada recuerdo.
Estaba aun oscuro y sentí pena.
Sentí lo mismo que hace un año atrás.
"Son las fechas".
Esta semana es 21, y mis sentimientos se encuentran,
y se confunden.
No saben si celebrar,
si recordar con nostalgia.
No saben qué sentir.
Después de todo ese día celebro el año de mi pedida.
El día más lindo que me ha tocado vivir hasta ahora.
No siento que sea mi cumpleaños.
Al menos desde hace unos  años.
Aunque antes desde el día anterior estaba emocionada,
ahora ya no es más así.
Respiré profundo y cerré los ojos.
Sequé las lágrimas con sueños de mi cara y me paré de esa cama que ya no es mía.
Caminé hacia el closet.
El que aun sigue siendo tuyo.
Hundí mi nariz en los sacos que cuelgan ordenados y sentí una vez más ese olor a protección.
Estrujé un poco la ropa que podía tocar y sentí rabia.
Cólera por no tenerte conmigo.
Me guardé un poquito de ese olor a ti en el bolsillo.
Ya no estaba tan oscuro y comprendí que se hacía tarde.
Un día más había empezado y como siempre,
hay mucho camino por andar.
Sola...
o acompañada.

4 comentarios:

Bren dijo...

Permitete ser feliz ese día y sonreir mucho,de hecho es lo que el quiere para ti.
Cuando se acercan los cumpleaños nos llenamos de distintos sentimientos, es inevitable, pero si podemos escoger quedarnos con el presente e intentar disfrutarlo.
Y en este presente tienes 2 motivos para celebrar o sonreir...

un abrazo :)

Marité dijo...

Gracias mi Bren!!!

Daniela dijo...

qué lindo.

Marité dijo...

Gracias Danis, no paseabas x acá hace tiempito ah! Ya se te extrañaba...

El heroe de mi vida